Maridaje gastromusical en la cena sinfónica del Parador de Alcalá

El Parador de Alcalá de Henares y la Orquesta Ciudad de Alcalá se han unido para ofrecer una experiencia gastromusical única con motivo de la tercera edición de la Cena Sinfónica para una noche de verano que anualmente programa el establecimiento complutense. La cita es el viernes 28 de junio en el claustro del Parador de Turismo madrileño. Una cena-concierto que, bajo el título “A un siglo de los felices años 20…”, rendirá homenaje a la gastronomía y a la música recordando que ya casi han transcurrido 100 años de aquel vertiginoso y añorado periodo de prosperidad económica en Estados Unidos, también conocido como “los años locos”, en los que imperaban el jazz, el swing y el charlestón.

 

Reserva tu mesa para la cena

 

El jefe de Cocina del Parador de Alcalá y Hostería del Estudiante, Luis García, ha diseñado para la ocasión un menú confeccionado con recetas de corte clásico que se van a armonizar con clásicos al ritmo de la época interpretados por la sección de Cámara de Cuerda, Viento y Percusión de la orquesta alcalaína. Obras que están relacionadas con los platos que se presentan y que van a evidenciar que, no solo vista, olfato y gusto intervienen en la valoración de las propiedades organolépticas de las creaciones culinarias, sino que el oído -y el estado de ánimo al que predispone un alegre ritmo musical- también contribuye determinantemente a su percepción sensorial y a su apreciación global.

 

Recetas de corte clásico

 

Como copa de bienvenida se va a servir un cava Bach Rosado acompañado de aperitivos en pequeños bocados de Hilda, Ensaladilla tradicional con pulpo y Tosta de caballa marinada. El menú ofrece además Piña con marisco y salsa cocktail 3,0, interpretación del clásico cocktail de piña; Medallón de solomillo de ternera en hojaldre con pastel de hongos, guiño al victoriano solomillo Wellington; para culminar con un postre cítrico, Trilogía de las naranjas en distintas texturas: torrija, crema y helado. Todo ello maridado con los vinos Alter blanco -D.O. Ribeiro-, Alidis Roble tinto -D.O.  Ribera del Duero- y Codorniu Prima Vides.

La divertida Marcha de los utensilios de cocina, de Vaughan Willians, encabeza un repertorio en el que sonarán también el ragtime Pinaple Rag, de Jopplin; la alegre y jazzística Golliwogg´s Cakewalk; de Debussy; la enérgica Marcha del Amor de las Tres Naranjas, de Prokofiev; para cerrar la banda sonora con la cinematográfica Té para dos, de Shostacovich.

La velada va a estar dirigida por José Valdearcos, director de A&B del Parador de Alcalá y de la Hostería del Estudiante, y va a ir acompañada de una explicación sobre las composiciones musicales por parte de Vicente Ariño, director de la Orquesta Ciudad de Alcalá.