#PlanazosParadores: escapada de 3 días a Plasencia

¿Estás buscando un plan para conocer la Ruta de la Plata? Hoy te llevamos de escapada hasta Plasencia, una ciudad a dos horas y media en coche desde Madrid.

El Parador de Plasencia, situado en la provincia de Cáceres, es el antiguo convento de Santo Domingo del siglo XV. Un lugar idóneo para conocer la preciosa ciudad de Plasencia y los paisajes naturales que la rodean.

Parador de Plasencia

Un lugar que merece la pena visitar sin perderse ni un detalle, por eso hemos preparado una ruta perfecta para que no se te escape nada. ¿Comenzamos?

Día 1: conoce Plasencia

Plasencia fue fundada en el año 1186 y está llena de monumentos y lugares de interés, pero entre todos ellos nosotros te animamos a que conozcas:

  • La muralla  y el acueducto:La muralla es el gran elemento del patrimonio monumental que caracteriza a la ciudad y fue fundada por Alfonso VIII. Y el acueducto, por su parte, se erige como una de las grandes atracciones monumentales de Plasencia, fue construido en el siglo XVI.
  • Las Catedrales: Tanto la Vieja del siglo XIII como la Nueva del siglo XVI son dos elementos históricos que no te puede perder. La Vieja es ejemplo de la transición del románico al gótico, y la Nueva pertenece al renacentismo de estilo plateresco. ¡No te quedes sin verlas!
  • Palacio del Marqués de Mirabel: Fue construido por los que fueron Duques de Plasencia y su interior ofrece un magnífico patio neoclásico de dos pisos con arcos de medio punto. ¡Un palacio único!
  • Casas señoriales: La Casa de las Infantas del siglo XVII es muy conocida por sus añadidos neorrenacentistas a la fachada. Y la Casa del Deán del siglo XVII es conocida por su balcón de estilo neoclásico y orden corintio, así como por su balaustrada, todo un alarde de la rejería española de la época.

Después de tanta visita te animamos a que te relajes y cojas fuerzas cenando en el restaurante del Parador. Un bellísimo espacio en el que degustar los mejores productos de la tierra extremeña como: las migas extremeñas, los lomitos de cordero a la miel de la dehesa o las cerezas del Jerte. No dejes de probar su Plato Estrella, elegido como el mejor por los propios clientes del Parador.

Parador de Plasencia bacalao sobre cremoso restaurante

Día 2: vive la naturaleza en el Parque Nacional de Monfragüe

El sábado comienza el día en la zona de desayunos, donde podrás disfrutar  del magnífico buffet que preparan cada mañana en el Parador ¡con tantas delicias que no podrás resistirte!.

Agarra tu equipo de montaña o las bicis y lánzate a conocer el Parque Nacional de Monfragüe. A una hora del Parador encontrarás 18.396 hectáreas desde las que podrás disfrutar del vuelo de las cigüeñas negras, alimoches, buitres o la rarísima águila imperial.

Los niños disfrutaran muchísimo viendo a la fauna autóctona del lugar y podréis improvisar un divertido picnic para seguir con la visita.

Día 3: visita histórica a Trujillo

El último día, puedes dedicarlo a visitar la preciosa ciudad de Trujillo, a una hora y cuarto del Parador. En esta monumental ciudad te recomendamos que visites su Plaza Mayor, de enorme belleza y en el centro de la urbe, la Iglesia de San Martin de Tours que fue levantada en la primera mitad del Siglo XVI y en la que predomina el estilo gótico con influencias germanas. Y también te animamos a que visites el Castillo de Trujillo, otro precioso lugar visible desde cualquier punto de la ciudad y donde se encuentra el Santuario dedicado a la Patrona, la Virgen de la Victoria.

Y para despedirte con buen sabor de boca te animamos a que hagas una última parada y descubras el Parador de Trujillo, un antiguo convento de Santa Clara construido en el siglo XVI. ¡No te vayas sin probar su Solomillo de ternera retinta con salsa de Torta del Casar!

Parador de Trujillo

 

¿Te ha gustado este plan? No esperes más y reserva ya tu estancia en el Parador de Plasencia 

Reserva ahora