Bodegones

    Disponible en varios paradores

    A pesar de ser una constante en la Historia del Arte, el bodegón ha sido un género a menudo menospreciado y con poca representación en los grandes museos y colecciones hasta hace bien poco.

    Siempre se representó accesoriamente a otras escenas hasta que en el siglo XVII empieza a cobrar importancia dando lugar a un género con autonomía. Fue Caravaggio el primer pintor reconocido que pintó naturalezas muertas como una temática de interés en sí misma.

    Hoy, sin embargo, el bodegón es considerado de gran interés, los museos le dedican exposiciones y han despertado el interés de los expertos.

    En Paradores contamos con una destacada representación de bodegones, vinculados a nuestra tradición hostelera. Una colección heterogénea que suma piezas de distintas épocas y estilos. Una muestra muy interesante en la que ver la evolución y variantes de este género tan arraigado en la tradición artística europea.

    Además de nuestros bodegones más tradicionales, contamos con coloristas interpretaciones de César Manrique, tenebristas bodegones de Solana, composiciones Pop de Fernando Bellver, bodegones de inspiración cubista de la Serna y Agustín Úbeda, una pequeña naturaleza muerta de gran belleza de Durancamps, e incluso piezas únicas en la trayectoria de artistas como Covarsí del que contamos con su único bodegón conocido. 

    Bodegón, Juana Francés. Parador de Santiago

    Otras obras de esta colección