Parador de Calahorra

Paseo Mercadal, s/n 26500 Calahorra La Rioja
+34 941130358
Director: Mª Julia Navarro Machín

En el Valle de Cidacos, a orillas del río Ebro, se encuentra el Parador de Calahorra o Parador de Turismo Marco Fabio Quintiliano, un elegante edificio rojizo que contrasta con el verde intenso del jardín de palmeras que lo rodea. Sus habitaciones confortables, la cuidada decoración y la calidez de la chimenea en sus salones hacen que este sea un alojamiento ideal para compartir en familia. Te recomendamos hacer la Ruta de los Dinosaurios, ¡sobre todo si llevas a los niños! Los dinosaurios dejaron sus asombrosas huellas en más de 40 yacimientos repartidos por la zona de Calahorra, en localidades cercanas como Enciso o Igea. El Parador es un alojamiento ideal para que puedas conocer con detalle el fantástico mundo de los dinosaurios.

Calahorra es también zona vinícola, a poco más de quince minutos del hotel, en Aldeanueva del Ebro puedes visitar el primer Museo Del Vino de La Rioja Baja, ubicado en la Ermita de Nuestra Señora del Portal, o fantásticas bodegas donde se elaboran los exquisitos caldos riojanos.

Merece la pena dar un paseo por el centro histórico de Calahorra, y dejarse sorprender por su Catedral, el casco antiguo musulmán y el arco romano, la iglesia de San Andrés, la plaza del Raso, antiguo foro romano, y el museo municipal, donde está la famosa Dama Calagurritana, o el convento de las Carmelitas que alberga un impresionante Cristo del escultor barroco Gregorio Fernández.

Servicios e instalaciones

aire acondicionado
ascensor
bar
caja fuerte
calefacción
cambio de moneda
conferencias y reuniones
facilidades de accesibilidad
jardín
no animales
parking
restaurante
tarjeta de crédito
teléfono en habitaciones
tienda
TV en habitaciones
zona de juegos infantiles

Lo que opinan los Amigos

Imagen de 70422563
70422563
14/08/2019
10

No es un parador histórico, no siquiera de los más bellos de la Red, pero es un establecimiento que te hace sentir como en casa. La amabilidad del personal de recepción, de comedor, de habitaciones, etc... y una excelente cocina así como una directora excepcional, Julia Navarro, hacen de la estancia un autentico placer.