Parador de Cangas de Onís

A orillas del río Sella y rodeado de los espectaculares Picos de Europa, en un paraje de belleza inigualable, te espera el Parador de Cangas de Onís. El hotel es el antiguo Monasterio de San Pedro de Villanueva, un edificio precioso, con espectaculares estancias de piedra y madera, decoradas de forma elegante, cálida y tradicional. Los salones y el jardín al lado del río son el entorno ideal para celebraciones inolvidables. Se cuida cada detalle y se ofrece la mejor cocina para que disfrutes plenamente de un lugar idílico. El Parador está a dos kilómetros de Cangas de Onís y es un punto de partida ideal si quieres visitar el Parque Natural de Los Picos de Europa, el Santuario y los lagos de Covadonga, e incluso encantadores pueblos costeros como Llanes o Ribadesella.

Asturias es sinónimo de belleza natural. Desde el Parador de Cangas de Onís sus escarpadas montañas, las blancas playas, recónditas cuevas, hermosos lagos, bosques de profundo verdor y ríos de agua cristalina están a tu alcance sin la necesidad de largos desplazamientos. A media hora en coche está el pueblo de Cabrales, donde por ejemplo podrás visitar un museo en una cueva natural donde se muestra la elaboración tradicional del famoso queso característico de la localidad. Preciosa también es la Ruta del Cares, un espectacular cañón de 12 kilómetros y la ruta en coche por el Desfiladero de los Beyos, otro impresionante cañón paralelo al Sella. Si lo visitas puedes parar en La Salmonera, donde disfrutarás del espectáculo del remonte de los salmones.

Este es un lugar para disfrutar de paisajes de postal, perfectas rutas de senderismo alrededor de los lagos y las montañas, y de la tranquilidad idílica en un Parador ubicado en un lugar privilegiado.

Lo que opinan los Amigos

Imagen de JAVIER
JAVIER
01/06/2014
10

Enclavado en un paraje natural de extraordinaria belleza, cuenta con pequeñas joyas del arte románico en un interior que invita al sosiego, emanando el aroma de los Paradores tradicionales. ¡Imprescindible!