#PlanazosParadores: escapada de 3 días a Zamora

¿Eres de los que disfruta del turismo cultural? ¿Te apasiona el patrimonio y la arquitectura centenaria? Hoy te proponemos que te escapes a Zamora, una de las ciudades de Castilla y León que tienen mucho que ofrecer al viajero que busca un plan más allá de sol y playa.

En el corazón de esta ciudad, encontrarás un lugar perfecto para alojarte y desde el que organizar tus rutas a diario. El Parador de Zamora es un palacio renacentista del siglo XV que previamente fue alcazaba. Es admirable el claustro de este hotel único en la ciudad, no podrás resistirte a fotografiarlo.

Parador de Zamora

En cuanto a la ciudad de Zamora destaca por su historia y cultura, con rincones para admirar puntos de interés arquitectónico que han superado el paso de los siglos. Zamora, una ciudad para descubrir paso a paso. ¿Te animas? Toma nota de esta plan que hemos creado para ayudarte a aprovechar al máximo tu viaje.

Descubre Zamora

Día 1: Paseo por el centro histórico

Zamora es la ciudad con más románico del mundo, una riqueza monumental que cada año atrae a miles de viajeros que buscan saber por qué se la ha reconocido como la Ciudad del Románico.

Todo su centro histórico es un monumento en sí mismo, tómatelo con calma y patea por sus calles principales: San Torcuato, Santa Clara, Ramos Carrión, Rúa los Francos, Rúa los Notarios hasta llegar a la Catedral. Pero además del paseo no te pierdas:

  • El puente Nuevo
  • La Plaza Mayor
  • El Palacio de Momos
  • Antiguo Hospital de la Encarnación
  • Iglesia de San Pedro
  • Iglesia de San Idelfonso
  • Iglesia de San Claudio de Olivares
  • Iglesia de Santiago de los Caballeros
  • Iglesia de la Magdalena
  • Iglesia de San Esteban
  • Iglesia de Santa María de la Horta
  • Iglesia de San Juan de Puerta
  • Iglesia de Santiago del Burgo
  • iglesia de Santa Lucía
  • El monumento a Viriato
  • El Palacio del Cordón

 Imprescindible, por supuesto, pasear por el claustro del Parador, donde encontrarás una obra de arte en sí mismo a cada paso.

Parador de Zamora

Día 2: Naturaleza pura en los Arribes del Duero

Una zona espectacular para disfrutar de un día de ruta y de naturaleza en estado puro. Escápate al Parque Natural de las Arribes del Duero, a menos de una hora en coche desde el Parador, y respira el aire de una zona verde de más de 100.000 hectáreas. Imprescindible: intentar completar uno de sus senderos de Gran Recorrido que están establecidos. Un plan divertido y muy muy sano.

Para recuperar fuerzas después de un día de larga caminata, te recomendamos que te dejes mimar por el equipo de cocina del Parador. Anímate a probar, por ejemplo, su plato estrella: arroz a la zamorana con torreznillos de ibérico.

Restaurante Hotel Parador de Zamora

Día 3: Rutas de enoturismo

Si lo tuyo es el mundo del vino, toma nota de la importancia de este sector para una provincia en la que tienen Denominaciones de Origen: Toro, Arribes, Tierra del Vino de Zamora y la Denominación de Origen Protegida Valles de Benavente. Por lo que una ruta enoturística es imprescindible cuando visites esta zona. Nosotros te recomendamos que cojas la carretera N-122 de camino a Toro (a 40 km de distancia) en ella encontrarás varias bodegas donde puedes degustar los vinos en el mismo lugar en el que se elaboran cada campaña. 

Reserva en el Parador de Zamora

Y, como siempre, aquí tienes un mapa para orientarte por la zona.

*Una recomendación final:

La Semana Santa de Zamora es de  Interés Turístico Internacional, y se convierte cada año en el acontecimiento social, cultural y religioso más importante de la ciudad. Su tradición medieval en los pasos hace que sea una fiesta reconocida mundialmente con su fervor, austeridad y emoción. Y la mejor forma de vivir está ciudad es desde dentro, como el Parador de Zamora que se encuentra en pleno centro histórico. Reseva con antelación (meses antes empieza a estar casi todo ocupado para estas fechas) si quieres vivir la Semana Santa zamorana del próximo año.