Sabores renacentistas en el Parador de Tordesillas por el V Centenario del Levantamiento Comunero

El Parador de Tordesillas se ha sumado a las jornadas gastronómicas históricas promovidas por la Concejalía de Turismo de la localidad vallisoletana y la Ruta del Vino de Rueda para conmemorar el quinto aniversario del Levantamiento Comunero. Bajo el epígrafe “Sabores Comuneros”, los establecimientos participantes ofrecen en sus cartas del 15 al 30 de agosto menús elaborados en base al recetario renacentista.

 

gallo de corral turresilano

 

El equipo del Parador se ha inspirado en las recetas de la época relacionadas con las viandas que se consumían habitualmente en el siglo XVI recopiladas por el investigador culinario Julio Valles, Premio Nacional de Gastronomía en dos ocasiones y presidente de la Academia Castellana y Leonesa de la Gastronomía y Alimentación, entre otros muchos reconocimientos, para diseñar su deliciosa propuesta.

Para abrir boca, un entrante clásico con dos viandas que maridan divinamente: queso y aceitunas. De primero se ha apostado por un sabroso potaje de calamares y jibia como antesala del gallo de corral turresilano, plato emblemático del Parador que es una creación autóctona en base a un producto que a finales del siglo XV se servía en la zona para conmemorar los grandes festejos y eventos. Y como postre, un dulce tradicional con reminiscencias árabes que se elabora con hojaldre, requesón, miel y canela. Y todo ello armonizado con los reconocidos vinos blancos de Rueda con la uva verdejo como bandera. ¡Apetecible!

Reserva mesa en el Parador de Tordesillas